6 tratamientos (de efecto inmediato) para llegar con la piel perfecta esta Navidad

Una piel más luminosa, más firme y, en resumen, más bonita. Es lo que nos hemos pedido para esta Navidad y estos son los 6 tratamientos que puedes hacerte por su efecto inmediato (y cero consecuencias) para lucir perfecta estas fiestas.

Una limpieza, nunca falla

Y sin lugar a dudas, nuestra facialista preferida es Cristina Galmiche. Ella, que sufrió los problemas de una piel grasa y con problemas, ha desarrollado un cuidado protocolo de limpieza facial que llama Oxigenación Facial. Su éxito en toda piel que lo disfruta responde a tres máximas: unas manos bien formadas en diagnóstico y drenaje de las impurezas, una prodigiosa paciencia en cabina – que no escatima en tiempo sino en la calidad del tratamiento- y quizás la más importante, la personalización de cada limpieza según la persona. En su carta de tratamientos se refleja ese expertise a medida en forma de 5 oxigenaciones de cabecera según el tipo de mujer (u hombre, por supuesto) y sus hábitos y problemáticas. Precio: desde 90 €.

Pierde el miedo al peeling

Hemos visto en redes el “efecto fatal” del peeling. Pero lejos de temerlo, en Multiestética es una de sus apuestas para estas fiestas, ya que consigue la renovación de la piel gracias a la eliminación de las capas externas de la dermis mediante exfoliantes. Dependiendo del tipo de peeling, podrá ser en mayor o menos profundidad.

En peeling químico, por ejemplo, es el procedimiento perfecto para quienes desean eliminar manchas de su rostro y unificar su tono, gracias a su efecto despigmentante. Si tu objetivo es reducir y atenuar las líneas de expresión, lo más recomendable es el peeling con ácido tricloroacético, ya que estimula la producción de colágeno y aporta un aspecto rejuvenecido. Por último, para quienes sufren problemas de acné, el procedimiento ideal sería un peeling superficial que renueve las primeras capas de la epidermis. El precio medio por sesión de los peelings es de 150 € pero puede variar dependiendo del centro y el paciente. 

Mesoplus: radiofrecuencia + mesolifting facial

El facial más completo que combina, en la misma sesión, radiofrecuencia y vitaminas para borrar cualquier resquicio de cansancio y conseguir un efecto glow. A través de una diatermia indolora, el equipo de Gracia de la Maza de Clínica Ityos, consigue activar la circulación y formación natural de colágeno, reafirmando y tensando la piel, al mismo tiempo que facilita la posterior introducción de principios activos.

A corto plazo, logramos compactar el tejido, reduciendo la flacidez y las pequeñas arrugas y, a largo plazo, estimulamos el fibroblasto gracias a la proteína shock térmica liberada por efecto térmico.

Una vez terminada la sesión de radiofrecuencia, se combina con un cóctel de vitaminas enriquecido con minerales, aminoácidos y ácido hialurónico inyectado en el rostro que hidrata, tersa e ilumina la piel, mejorando su textura y activando la producción de colágeno. La Dra. Ortiz emplea una técnica única utilizando nano agujas “que nos permite depositar el producto en la capa de la piel deseada, además de evitar los temidos hematomas”, afirma la Dra. Ideal como tratamiento flash dos días antes de un evento y como tratamiento antiedad cada 3 semanas. No hace falta anestesia, no deja marcas, ni moratones.

Precio: 190 €, sesión.

Lifting facial con ácido hialurónico

Es precisamente lo que nos propone Dorsia con su tratamiento Harmonía. Un lifting facial sin cirugía que combina hidroxiapatita cálcica y ácido hialurónico en una sola sesión para garantizar buenos resultados. Es, además, una alternativa ideal para la piel del hombre, ya que ofrece un tensado y mejora de la calidad de la piel sin aportar volumen. La gama de tratamientos disponibles son: Harmonía (dos viales completos de HArmonyCa), Harmonía Face (técnica combinada con dos viales de HArmonyCa, un vial de bótox y tres viales de ácido hialurónico) y Harmonía Face Plus (compuesto por dos viales de HArmonyCa, un vial de bótox y seis de ácido hialurónico).

El procedimiento, realizado en una única sesión, tiene una duración entre 6 meses y un año.

Desafía la gravedad con los hilos tensores

El descolgamiento de la piel es el causante principal de que nuestro óvalo facial pierda definición. Como resultado nuestra apariencia se ve envejecida. Los hilos tensores son una solución rápida y eficaz para devolver la firmeza al rostro en una única sesión – y además mejoran la producción natural de colágeno. En Mira + Cueto, además, han desarrollado un protocolo en el que los combinan con ácido hialurónico para conseguir mejores resultados.

¿El primer paso? Siempre reponer volúmenes o reforzar estructuras de soporte con ácido hialurónico. Después, según sea necesario, se trabajaría con hilos tensores: siempre biocompatibles y reabsobibles. Con muy buenos resultados ya que al colocarlo se produce un estímulo de los fibroblastos (células que generan colágeno), y éstos empiezan a sintetizar colágeno alrededor del hilo. El material de los hilos se va reabsorbiendo, pero el colágeno que generan queda en nuestra piel. Así actúan mejorando la textura, dando soporte, atenuando arrugas finas y compactando en zonas de mayor flacidez.

Este tratamiento se hace en consulta, prácticamente sin anestesia (solo un punto, por el que accederán los hilos) y se realiza entre 60 y 90 minutos. El efecto del ácido hialurónico se mantiene entre 12-18 meses. Tanto los bioestimuladores como los hilos producen colágeno desde que se aplican hasta que pasan 6 meses desde el tratamiento, después los resultados se mantienen aproximadamente 1 año.

More from Ana María Ferrer
Cómo seguir una dieta saludable (sin morir de aburrimiento)
Y hoy, ¿qué tenemos para comer? Porque es fácil agotar las ideas…...
Read More
Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *